Será hasta que se cumpla con el pago de los aumentos salariales y del aguinaldo

PARO NACIONAL DE CHOFERES DE COLECTIVOS (SALVO EN EL AMBA)

(2 de Julio) En el medio de un clima interno enrarecido, el consejo directivo de la Unión Tranviarios Automotor (UTA), dispuso un cese de actividades que afecta a casi todo el país, a excepción del Área Metropolitana de Buenos Aires. El gremio anunció que la medida de fuerza se llevara a cabo hasta que cumplan con aumentos salariales y el pago de aguinaldo. El plan de lucha se decidió luego de una reunión del Consejo Directivo Nacional y de las Juntas Ejecutivas Seccionales del interior del país. Según apuntaron, los trabajadores del sector "ha resuelto la inmediata retención de tareas hasta tanto se haga efectivo el deber salarial asumido".

En concreto, la dirección nacional de la UTA busca en esta oportunidad ponerse al frente de un conflicto que hace un mes lo resolvió virtualmente su oposición, con Miguel Ángel Bustinduy a la cabeza, mientras el interior estaba en llamas.

Cabe recordar que las provincias que están sin servicio son: Córdoba, Mendoza y Santa Fe. A estas se suman ciertas ciudades como Rosario, Jujuy, Paraná y Mar del Plata.

La UTA que conduce Raúl Fernández apuntó: "Hace más de 100 días estamos estancados en una situación tan crítica como anárquica en el transporte urbano del interior del país" producto de las deudas salariales y del "tratamiento diferenciado e inequitativo cada vez más acentuado en relación a la denominada Área Metropolitana de Buenos Aires y la apacibilidad y/o el desconocimiento de los gobiernos provinciales a la problemática".

Según explicaron, jurisdicciones y empresas no cumplieron con el incremento del salario acordado sobre el Sueldo Anual Complementario, así como tampoco con el pago de las deudas del "incremento solidario" del DNU 14/2020. Además, señalaron que hay trabajadores que aún no percibieron el medio haber correspondiente a mayo.

A esto se le suma ahora el impago del medio aguinaldo y el descuento por medidas de fuerzas tomadas a principio de junio en reclamos salariales.

El descontento por parte del sector también reside en la distinción entre el AMBA y el resto del país. Según criticaron, la región que compone el conurbano bonaerense y la Ciudad de Buenos Aires ha recibido subsidios y pagos salariales en tiempo y forma.

ULTIMAS NOTICIAS